¿Qué fue del bloguero aquél?

El mes pasado este blog cumplía 7 años en línea. Lo hacía de manera sigilosa, es verdad, porque con el artículo de hoy se rompen 6 meses de silencio en esta página. Algo que a nadie cogería por sorpresa, pues ya advertía en mi enésimo retorno que solo iba a escribir cuando tuviese cosas que contar. Actualmente me dedico más a vivir que a pensar en el blogueo, de ahí que no encuentre casi nunca un ratillo para meterme en faena. Pero bueno, hoy he hallado ese hueco, de modo que allá vamos: me dispongo a resumir cómo me van las cosas, que para algo esto es un blog personal.

Sigue leyendo “¿Qué fue del bloguero aquél?”

Anuncios

Twitter mató a la estrella de los blogs

¿O fue Facebook? La cuestión es que los blogs en general, y los linuxeros en particular, no son ni mucho menos lo que eran. A ver si averiguamos por qué.

The Buggles fueron una banda británica de los setenta de las que podrían ser consideradas, sin miedo a equivocación alguna, una one hit band, es decir, un grupo con un sólo éxito. En su única canción estelar relataban su convencimiento de que se iniciaba una nueva era en la música. Una en la que las ondas de radio iban a perder su protagonismo en beneficio de la televisión, la imagen y los vídeos musicales. Aun hoy en día no está muy claro si acertaron o no, porque las emisoras de esa materia continúan siendo un referente a nivel mundial a la hora de informarse o escuchar nuevos temas.

¿Están los blogs en decadencia?

Tomo prestado el título de su canción icónica para preguntarme qué está pasando con los blogs. Tras retirarme algo menos de un año de la vorágine de estar siempre en perpetua conexión con la actualidad, de Linux en mi caso, a la vuelta me encuentro con un panorama desolador. Y no me refiero a mi web en particular, porque los cambios de dirección y los vaivenes en la temática siempre pasan factura a las visitas, esto es comprensible. El caso es que percibo muchísima menos actividad que cuando empecé a escribir, allá por 2011, una época en la que Linux se encontraba en alza y llovían las búsquedas de información en Google sobre este sistema operativo.

Desde entonces, muchos blogs se han quedado por el camino y otros tantos dormitan o se mantienen sin apenas novedades. Parecen caminantes en The Walking Dead, resistiéndose a morir. También los hay que parecen continuar en la brecha, pero por el número y la calidad de los comentarios que reciben se aprecia que no, que las cosas no son lo que solían ser tampoco para ellos. Y esto, ¿por qué?

De la tiranía de las redes sociales…

En los ratos en que me he dedicado a reflexionar sobre el asunto me ha parecido llegar a un par de conclusiones, que no sé si son del todo válidas, para tratar de explicar el fenómeno. De ahí nace el artículo que estáis leyendo, de la necesidad de contrastar esta idea con otras personas. Que ya sé que serán pocas, porque eso precisamente estamos tratando aquí.

La primera es que las redes sociales, Twitter en especial, han hecho mucho daño a los blogs. Poco a poco han ido minando la capacidad de atención de todos nosotros hasta el punto de que un artículo largo se hace tedioso y poco recomendable al gusto de la mayoría. Se lleva lo directo, lo fugaz. Los 140 caracteres, desde hace unos meses el doble, parecen el tope máximo que nuestra mente es capaz de procesar de una tacada. Es lo que hay en la nueva sociedad de la inmediatez. Un texto largo, con razonamientos y que se regodea en el uso de las palabras – que es lo que a mí me gusta hacer, para qué nos vamos a engañar – no resulta tan atractivo a día de hoy como lo podía ser siete años atrás.

Twitter también se está cargando los blogs
Más de un tuitero estrella tiene que ser millonario a estas alturas

… a la de los teléfonos móviles

El otro desencadenante creo que tiene que ver con el triunfo de los móviles y los dispositivos inteligentes. Que si por algo lo son es a costa de hacernos a nosotros más tontos. El uso de los smartphones para todo tipo de tareas se ha disparado de un tiempo a esta parte. Ni que decir tiene que interactuar con las dichosas redes sociales es la principal de ellas. Si esto también ha afectado al interés general por los ordenadores, ya no digamos por Linux.

Y es que, mal que nos pese, nuestro sistema operativo lo usamos cuatro gatos. A nivel de escritorio, claro, porque en servidores es otro cantar. Seguimos siendo una pequeña comunidad entre una inmensidad de gente que prefiere Windows. Siendo justos, ya en la época dorada de los blogs linuxeros el flujo de información que generábamos suponía una minúscula gota en el océano de Internet. Era frecuente encontrar los mismos usuarios comentando en todos los blogs. Una especie de microcosmos retroalimentado, que a mí me encantaba, ojo.

Los móviles también han influido en la decadencia de los blogs
Los zombis no están solo en el cine y la televisión

Un dilema sin solución

La realidad actual del problema se me antoja, pues, multifactorial. Tenemos por un lado el uso masivo de los teléfonos para quehaceres que antes estaban reservados en exclusiva a los ordenadores. Luego está la gratuidad actual de Windows y su mejoría como sistema. Y, para colmo, las puñeteras redes sociales, que son auténticas devoradoras de tiempo libre… Así llegamos a lo que tenemos. Los blogs se han quedado como un nicho muy reducido de búsqueda de información para temas concretos. Y entre dichos temas, Linux está muy lejos de ser de los primeros de la lista en visitas.

¿Soluciones? Ni las tengo ni en verdad creo que sea necesario buscarlas. Los tiempos siguen cambiando, como no puede ser de otra manera, y toca adaptarse a la nueva situación. A mí me gusta escribir y por eso he vuelto a hacerlo. Tampoco voy a ser hipócrita: a todo el mundo le motiva que lo lean, cuanta más gente mejor. Eso ayuda a generar debate en forma de comentarios, lo cual es valioso para mí.  Garantiza, además, el poder intercambiar pareceres con gente con la que compartes gustos y guardas cierta afinidad. En ese sentido sí echo de menos la pequeña comunidad linuxera que se había formado en torno a este blog, aunque todavía queda algún incombustible que me aguanta aunque apenas escriba sobre el sistema operativo en sí.

Adaptarse o morir

No queda otra. Pero no, por mucho que lo intente, que no lo voy a hacer, a mí no me sale ser un tuitero. Que este término lo haya aceptado ya hasta la RAE da una clara idea de en qué punto nos encontramos. Y, aunque tenga cuenta, solo la uso para informarme sobre lo que me interesa. Anda, mientras lo escribo me estoy percatando de que igual soy parte del problema.

De todos modos, yo prefiero seguir siendo un bloguero. Me lean más o me lean menos. A los que quedáis por aquí os pregunto: ¿ando muy desencaminado? ¿Creéis que las expuestas son las principales razones que nos han llevado a la situación actual? ¿No existe tal situación? Comentarios, por favor, que me dan la vida. A mí y a cualquiera de los que resisten en la brecha. Porque puede que caminemos hacia un mundo sin blogs, pero todavía quedan varios que no se resignan a ello. En Planetlibre todavía tenéis unos cuantos, afortunadamente.

Chakra se encuentra a sí misma

Suele ocurrir cada cierto tiempo: recibo un correo de algún usuario de Chakra con una pregunta variable en su forma, pero constante en su fondo. Del tipo, “¿cómo va la distro?”, “¿para cuándo la nueva ISO?” y cosas así. Yo hace tiempo que no la tengo como distribución principal, debido al desbarajuste de los primeros meses de Plasma 5 y al fatídico mensaje de marras por el que no se extingue aún mi odio a systemd. Pero, cual amor platónico de juventud, sigo muy pendiente de ella y al final acabo volviendo a instalarla (la última vez, hace unos días). Son precisamente este tipo de cuestiones que me hacen los que aprecian a la distribución las que me terminan llevando a la conclusión de que la comunicación sigue fallando, no tanto para los que se defienden en inglés, pero bastante más para los hispano-hablantes. Así que, póngame una ración de noticias sobre Chakra, por favor.

Encuentro en Suiza

Lo podéis leer con más detalle en la página personal de Lisa Vitolo (aka shainer) quien a principios de año volvió por sus fueros colaborando con el equipo de Chakra. El pasado 19 de Septiembre tuvo lugar un importante acontecimiento que, a mi modo de ver, denota la madurez de un proyecto: el primer encuentro cara a cara entre desarrolladores. El sitio escogido fue el Valle Verzasca, en Suiza. Cuando una serie de personas decide emplear sus recursos en un viaje de esta envergadura pues, no sé a vosotros, pero a mí me lleva a pensar que se pretende dar un paso adelante en la dirección correcta, aquella que nos lleve a un desarrollo más activo y más comprometido. Para mayor regocijo, compruebo que Gallaecio ha vuelto a contribuir, en palabras de Lisa, “me gusta pensar que inspirado por nosotros”. ¿Veis a lo que me refería?

Principales respuestas a las sugerencias de los usuarios

En el foro de Chakra hay un apartado (en inglés) para que cada cual deje sus impresiones e ideas sobre mejoras que puedan implementarse en el futuro. Uno de los temas tratados en la reunión hace referencia a algunas de estas sugerencias, que han encontrado respuesta. Las detalla Neophytos Kolokotronis en el foro y os las traduzco por aquí:

  • ISO mínima. Es una petición de hace mucho tiempo. Los desarrolladores ya han implementado una opción para instalación mínima desde la red en Calamares, de modo que debería estar disponible en próximos lanzamientos.

  • Añadir un widget “Pastebin” y una identidad “Chakra Live User” a Konversation, todo ello en el “Live CD”.

  • Manjaro Settings Manager. Aunque se trata de un programa muy útil es complicado de implementar con nuestros recursos actuales, ya que arrastra muchas dependencias específicas de Manjaro. Si hay alguien dispuesto a hacer una versión para Chakra o algo similar, nos encantaría saberlo.

  • Aplicación para ordenar los “mirrors”. No queremos que se haga de forma automática, interferiría con las configuraciones particulares. Los usuarios siempre pueden utilizar “rankmirrors”. Los nuevos “mirrors” siempre se anuncian en redes sociales para conocimiento general.

  • Controlador Nvidia-testing “rolling”. Esto es demasiado para los recursos disponibles y no concuerda con nuestros objetivos actuales. En lugar de eso, debemos mantenernos en nuestro modelo de actualización 3-4 veces al año.

  • Probar 5 distribuciones distintas, con base KDE, para averiguar qué nos puede faltar. Es una buena idea para poner en valor nuestra distribución, aunque difícil de llevar a cabo, dado que la mayoría de nosotros utiliza sistemas muy personalizados para su trabajo o la Universidad. Solemos probar “Live CDs” de distintas distribuciones para ver cómo funciona el instalador o para probar aplicaciones específicas. Las sugerencias de los usuarios siempre son bienvenidas.

  • Soporte de auditoría para el kernel. (N. del T: a partir de aquí todo se vuelve demasiado técnico para mí, disculpad si la traducción no es correcta). Ni tan siquiera Arch implementa esto y parece ser que solo e4rat se beneficiaría de ello. Pensamos que si tienes una buena razón para usar la auditoría, es que eres capaz de compilar tu propio kernel.

  • Kapudan. Aunque realmente nos gustaría reintroducirlo, hace tiempo que está abandonado, dado que KDE todavía no ha portado algunas librerías de Python a Frameworks 5. No obstante, hubo algunos avances durante nuestro encuentro y parece que seremos capaces de lanzarlo portado a Qt5 sin depender de dichas librerías.

  • Salida de pacman para determinados repositorios. Los repositorios no importan demasiado a los usuarios, a menos que estos sean estrictos sobre lib32 o gtk. Siempre se puede usar pacman -Sii para comprobar paquetes específicos o pacman -SI testing para ver qué paquetes están disponibles en testing. También se puede hacer una petición “upstream” a Arch para que se añada esta opción al script para comprobar las actualizaciones. Akabei podría ordenar actualizaciones por repositorios, pero todavía le falta un poco.

  • BFQ I/O Scheduler. Preferimos entregar un kernel lo más “vanilla” posible para que se ajuste a la mayoría de usuarios y que siga siendo sencillo de compilar. Se debería considerar el porqué esta característica nunca ha sido aprobada “upstream”.

  • Mantener particiones como f2fs entre instalaciones. Probablemente debería solicitarse esta característica a KDE para que la implemente en kpmcore. Además, si tuviéramos más información sobre lo que se pretende con esto podríamos responder más adecuadamente.

  • Tema claro para el escritorio. Esta es realmente una gran idea. El tema “heritage” podría adaptarse fácilmente, solo necesitamos alguien dispuesto a dedicarle tiempo a la tarea. De nuevo, si estás interesado, nos encantaría saberlo.

  • Minibackup. Está obsoleto tras el cambio a Plasma 5, por lo que ha sido eliminado de nuestros repositorios.

  • Tienda de aplicaciones. Una vez que Akabei esté finalizado, el plan es usar Discover como tienda de aplicaciones, sobre todo para programas y juegos. Queremos usarlo y contribuir al proyecto todo lo posible. Podríamos portar Octopi para implementar una búsqueda más detallada de paquetes para usuarios avanzados (comprobar librerías, etc.). Siempre se podrá usar akabei desde la terminal y, por supuesto, pakabei, que será una variante para quien prefiera seguir haciendo las cosas al estilo pacman.

Espero y deseo no haberme dejado nada y que nuestras respuestas sean satisfactorias. Por desgracia, no podemos contentar a todo el mundo, pues estamos centrados en alcanzar los objetivos que hemos fijado para Chakra, y tenemos que tener en cuenta los recursos disponibles. Como siempre, si te apetece ayudarnos a mejorar la experiencia Chakra, te invitamos a que te pongas en contacto con nosotros y te involucres.

Y, por supuesto, ¡que sigan las ideas y sugerencias!

Mis disculpas si la traducción no es la más acertada, reitero que algunos de los puntos tratados hacen alusión a temas demasiado técnicos para mi conocimiento de usuario medio. Siempre podéis consultar el texto original en los foros de Chakra.

Por mi parte, os dejo mi granito de arena para calmar la sed de noticias en español de aquellos que siguen a una distribución que nunca será para las masas, pero que siempre tiene contenta a una pequeña minoría. Y que así sea por mucho tiempo.

Salud

ACTUALIZACIÓN 4/10/16 : tenéis amplia información, incluyendo fotografías del encuentro, en la página de Chakra en español.

Mi experiencia con GNU/Linux y el software libre

Tal día como hoy de hace 5 años nacía este blog. No tengo por costumbre publicar artículos en las efemérides, que yo recuerde solamente me salté la norma en el primer aniversario. Hoy tampoco iba a hacerlo, pero he recibido un correo electrónico de un lector del cual hace tiempo no tenía noticias, pidiendo un espacio para publicar sus vivencias en este mundo del pingüino, incluyendo las motivaciones e influencias externas que le llevaron a adentrarse en él. Entre estas últimas cita este pequeño rincón de la red, motivo de orgullo para todos los que lo hacemos y razón de sobra para acceder a su deseo.

El mensaje lo firma Marco Galicia, que en esa particular nomenclatura que componen los “nicks” siempre fue conocido por aquí como HydrosIII. Escribe lo siguiente:

 

Hola Enrique, escribo esta carta, que me gustaría, hicieras pública, ya que aunque había tenido la intención de escribirla hace rato no había hallado el tiempo y me gustaría compartir con los lectores y la comunidad de tu blog una experiencia personal.

He sido lector asiduo de tu blog desde hace mas o menos tres años (con el seudónimo de hydrosiii, he comentado bastante, pero de esto ya tiene un tiempo) cuando aún tenía otra presentación, y se discutían otras cosas. Y estaba solamente dedicado a la revisión de distribuciones, mas que otra cosa. Reconozco que gracias a tu blog, logré echar a perder mi computadora unas 15 veces cambiando de distribución en distribución. Me gustaría dar a conocer un poco de mi historia, ya sea para animar a los lectores de tu blog al conocimiento de GNU/Linux, ya sea para compartir experiencias en cuanto a la vida y el mundo real en que vivimos.

Soy mexicano, comencé con GNU/Linux, cuando recién me graduaba de la Universidad de la Licenciatura en Relaciones Internacionales. En el proceso de hacer mi tesis, tuve mucho de procrastinación y tiempo libre por lo que me entretuve en desarmar y armar computadoras con diferentes distribuciones Linux. El vicio fue a tanto que terminé instalando distros como Arch Linux o
Gentoo, y sabiendo cada uno de los componentes del kernel Linux. Esto me valió para poner en funcionamiento en la empresa familiar un sistema de punto de venta y ERP, llamado Openerp y con lo cual, se mantienen hasta hoy día.

Cuando salí por fin de la Universidad con mi tesis concluida, el desafío de colocarme dentro del mundo laboral se resolvió de una manera inédita. Cuando unos amigos y yo íbamos a una manifestación pacífica en contra de las violaciones de derechos humanos que se dieron en Ayotzinapa en el 2014, ellos fueron golpeados por la policía. En mi indignación, lo que hice fue montar un servidor con una aplicación llamada ushahidi, misma que fue utilizada en Kenia para el monitoreo electoral. Un grupo de amigos y yo resolvimos que podía ser utilizada para monitorear las violaciones de derechos humanos en las marchas.

Esta iniciativa en ese momento fue acogida con algo de éxito en algunas organizaciones de la sociedad civil, que buscaban desesperadamente soluciones nuevas, por lo que durante un momento tuve la oportunidad de conocer a algunas personalidades de este ámbito, momento que en realidad fue muy breve.

Cuando el momento político pasó me hallé promocionando mi iniciativa de manera altruista en un hackaton organizado por GIST TECH. En donde llegué sin saber que lugar ocupaba en el mundo informático, ni que conocimientos tenía. Ya que mis conocimientos fueron adquiridos de manera empírica durante un año de encierro y procrastinación.

El equipo con el que me uní ganó, con otro proyecto, el hackaton tanto a nivel nacional como posteriormente a nivel internacional, lo cual me valió convertirme en el empleado de una startup que recién estaba surgiendo, y que ahora, dos años después, se dedica a la ciencia de datos en México.

A través de esos dos años, trabajé en esa empresa, teniendo unas perspectivas de salario mejor que muchos de mis compañeros graduados de la universidad en mis mismas circunstancias, ya que es bien sabido que el mundo informático, por su hermetismo, es bien pagado cuando los conocimientos son suficientes.

Junto con el frenesí de esa empresa entré de lleno en el mundo de la startup, un mundo que por lo menos aquí en México apenas acaba de surgir. En el que promocionan todo tipo de valores como el aprendizaje libre, la abolición de la educación tradicional en espacios auspiciados por compañías como Google y otras grandes del diseño de software, en donde la palabra startup y coworking son de las más populares.

Actualmente me encuentro estudiando una maestría en Ciencias de la Comunicación, en la cual analizo la dependencia de la administración mexicana, al software de compañías como Microsoft y otras,  aunque ya no me encuentro trabajando en la empresa donde estaba, gané la suficiente experiencia y conocimientos, en varios proyectos que me tocó participar. De esta manera hoy puedo hablar al tú por tú con ingenieros expertos en software, y considero mi área de especialidad los servidores y su mantenimiento, sobretodo en variantes de UNIX. Es decir, me dio una perspectiva única sobre Internet, y en pocas palabras, cambió mi vida y le dio un giro de 180 grados que yo no hubiera esperado hace dos años.

Gracias a un blog como éste y  en general a la gente que ocupa parte de su tiempo libre, en hablar de cosas de las que vale la pena hablar, en compartir conocimientos que vale la pena difundir, pude hacer esta clase de cosas. Por lo menos para mi las fuentes principales de ese conocimiento que me permitieron lograr lo que hice en los últimos dos años, fueron en mayor medida, blogs de gente que promociona Linux (sobretodo españoles), los foros de Arch Linux y su wiki y ya mas avanzado el asunto, bibliografía especializada.

Entre las cosas negativas de esta noción de comunidad que me ha tocado personalmente asistir es la caída de una iniciativa independiente que auspicié y que durante seis meses, mantuvo servidores de distribuciones como Centos y Arch Linux en México, así como un mirror para el lenguaje R de programación en la dirección jellyfish.lol. Cosa a la que dediqué tiempo y esfuerzo, pero que por falta de financiamiento se tuvo que cerrar. He de decir que aunque tuve la noción de promocionar algo como esto, la falta de tiempo, no me permitió hacerlo.

Cuento estas experiencias ya que todas surgieron de un momento en que entré a tu blog, y cuestioné la eficiencia del software que mi computadora usaba. Con el tiempo, el uso de GNU/Linux se ha vuelto un hábito. Hoy uso Arch Linux y aunque por el momento estoy algo distanciado del puro trabajo técnico en la Informática, como la programación o la administración de sistemas, si lo uso para hacer todas mis tareas cotidianas como la edición de texto (En la cual uso siempre Latex) y navegar por Internet.

Así que muchas gracias por el buen trabajo, Enrique.

 

Gracias, por descontado, a ti y a todos los lectores que han hecho de este blog un espacio peculiar, del que me gusta destacar siempre el respeto y la tolerancia en las opiniones, sean del signo que sean. Cinco años, quién me lo iba a decir.

Como sabéis por el artículo anterior andamos enredados (nunca mejor dicho) unos cuantos locos de esto y yo en la ardua tarea de poner en marcha un blog comunitario. Seguimos en ello. La convocatoria hoy de una nueva oferta pública de empleo en el servicio sanitario en que desempeño mi profesión hace aún más complicado sacar tiempo, sobre todo porque es que no lo hay, materialmente, pero os prometo intentarlo.

Salud

Instalar el sistema base de Debian

Artículo escrito por Denise para este blog. La autoría no es de Enrique Bravo, cuyo nombre figura por error al traspasar el blog a un nuevo alojamiento.

Si eres nuevo en GNU/Linux debes saber que conocer los comandos más básicos es de lo mas importante para cualquier usuario respetable. Se que para algunos resulta tedioso o incluso aburrido ver una linea tras otra, en cada linea o en cada paso voy a explicar el comando o hacer un comentario en relación a lo que estamos haciendo. Vamos a empezar!

Primero que nada descarga la ISO de Debian en la página oficial del Debian Project, crea una USB arrancable de esta manera

$ sudo dd if=debian-stable-whatever.iso of=/dev/sdc

OJO: Debes estar en el directorio donde se encuentra la imagen ISO, normalmente es en Descargas. Ahora la parte de of=/dev/sdc corresponde a la ubicación de la unidad USB, si no sabes su ubicación este comando te lo va a decir:

$ sudo fdisk -l

Terminada la creación de la USB arrancable, reinicia la computadora con la USB insertada y verás el asistente de instalación de Debian, solamente en el menú tendrás que seleccionar la opción de instalación sin interfaz gráfica. Posteriormente sigue los pasos usuales de instalación como seleccionar el idioma, tu ubicación geográfica y el keymap de tu preferencia.

Ahora espera algunos segundos para que se instalen algunas cosas como componentes adicionales, configuración de red, etc. La parte siguiente te pide asignar el nombre del hostname o de la máquina, escribe lo que gustes.

Ahora viene lo bueno: la contraseña del root, piénsala muy bien, ya que con un acceso completo al root, algún cracker malvado o tu adversario favorito (NSA, CISEN, etc.) pueden romper tu sistema completamente. Después de esto escribe el nombre del usuario del sistema, puede ser tu nombre real, un apodo o el nombre de tu mascota o personaje de anime favorito y asígnale un password fuerte y que recuerdes.

Lo que sigue es configurar el reloj, te pide tu zona horaria y listo, ahora espera otros segundos ya que se instalan ciertos componentes. A continuación viene la parte sensible de la instalación, que es el particionado del disco duro donde el sistema va a ser instalado.

Vamos a asumir que el disco esta vacío y lo quieres usar completamente, entonces debes seleccionar el el asistente de configuración la opción de usar el disco completo, que normalmente es llamado sda. Ahora van los tipos de partición, para fines de no hacer largo el proceso vamos a seleccionar la manera convencional, que es todo en una partición, es decir: tanto root, el home y otras cosas raras van en el mismo espacio.

Lee un poco la configuración para estar seguros que hemos configurado todo bien y aceptamos los cambios. Ahora esperamos un buen rato a que el sistema base se instale en el disco formateado.

Terminado este proceso ahora te pide instalar ciertos paquetes del package manager, si estas conectado a Internet te va a descargar muchos paquetes del mirror de tu preferencia geográfica. Espera que se configure el apt y el software.

De pronto un mensaje te va a explicar que el sistema solamente se ha instalado sus componentes más básicos, hace falta un entorno de escritorio como GNOME o XFCE y servicios como web servers, ssh y utilidades del sistema. Desmarca la opción de entorno de escritorio y continua con la instalación. Se configura automáticamente el GRUB loader y el MBR (Master Boot record), ahora la instalación se está finalizando. Reinicia.

Hasta el momento hemos instalado el sistema base sin nada gráfico en nuestra maquina, ahora vamos desde la terminal a instalar lo necesario para que nuestro equipo sea del todo funcional. Veras una pantalla en negro con el mensaje “Debian GNU/Linux 8 bla bla bla” y el clásico “debian login:”, aquí introduce tu usuario, presiona enter e ingresa tu password de usuario.

Ahora ya estás dentro del sistema, ves una cosa asi usuario@hostname:$, nos hacemos root con $ su, veras ahora esto: root@hostname:# Lo primero que hay que hacer aqui es configurar nuestra lista de repositorios. Editamos nuestra source list con: $ nano /etc/apt/sources.list, es importante comentar las opciones de paquetes del CD ROM o DVD y dejar el resto o agregar las que necesites como non-free.

Hacemos un $ apt-get update para obtener lo mas fresco de las aplicaciones de paquetes. Ahora vamos a ver la configuración del locale, escribiendo locale en nuestra terminal para verificar nuestro idioma. Instalamos lo siguiente: $ apt-get install xorg openbox obconf obmenu Esto va a instalar el servidor xorg para manejar el sistema, el openbox que es el WM ligero, el clásico menú del clic derecho de las aplicaciones de Openbox.

Ahora nos salimos del root, para seguir configurando nuestro sistema desde nuestro usuario. Creamos un directorio $mkdir -p ~/.config/openbox para nuestra configuración de Openbox, ahora hacemos un cambio al directorio a $cd /etc/X11/openbox y copiamos todo a nuestro .config $cp * ~/.config/openbox También hace falta agregar esto al archivo xinitrc en nano:$nano xinitrc dentro escribimos: “exec openbox-session” sin las comillas. Iniciamos el servicio con startx y ahora veremos un feo fondo gris cubriendo toda la pantalla y el puntero flotando por ahí.

No te asustes, solamente da clic derecho y el menú aparecerá inmediatamente, donde puedes elegir abrir una terminal, el navegador web y algunos programas listados por defecto. Si quieres agregar más programas al menú usa el programa obmenu llamándolo desde la terminal o búscalo en tus programas.

Con obconfig puedes jugar un poco cambiando temas, tipo de fuente, colores y el comportamiento del clic en las ventanas, etc. Después de terminar de jugar un poco con las configuraciones, es posible que quieras instalar y configurar un poco más; abrimos una terminal y nos hacemos root para instalar unas cuantas cosas. Simplemente escribe $apt-get install xfce4-terminal feh nitrogen oblogout iceweasel y agrega los programas que quieras instalarte.

Veamos que es cada cosa y si la necesitas, agrégala a la linea o busca tu alternativa favorita. XFCE4-terminal es una terminal sencilla y linda, feh es un visor de imágenes muy básico, oblogout te ayuda mostrándote opciones como cerrar sesión, apagar o reiniciar, nitrogen es la utilidad para cambiar el fondo de pantalla feo gris por algo más lindo y colorido. Iceweasel es el fork de Firefox para Debian.

Puedes querer instalar el gnome-settings-daemon para obtener soporte para pulseaudio, nautilus o cosas asi. De paso también quieres y hace falta una barrita importante donde puedes visualizar las aplicaciones abiertas minimizadas, ver la fecha y la hora y notificaciones como la red, batería, etc.

Para ello instalamos lo siguiente: $apt-get install tint2 conky docky. Tint2 es la barra, conky es un monitor de actividades que te muestra por ejemplo el uso de RAM, CPU, espacio en disco, algunos procesos abiertos, incluso la temperatura del equipo, es altamente configurable. Docky es un pequeño docker como el famoso dock en OS X, permite anclar iconos para facilitar acceso a los programas más usados sin recurrir al clic derecho.

Para poder visualizar el fondo de pantalla cada vez que inicie el equipo hay que escribir unas cuantas ordenes en el archivo autostart del openbox: $nano /user/.config/openbox/autostart, dentro escribimos lo siguiente: nitrogen --restore & y ahora para poder ver la barrita incluimos en una nueva linea: tint2 &, hacemos lo mismo con docky y conky si queremos que inicien con el sistema, escribiendo un comando por linea: conky & y docky &.

Ahora nos copiamos el archivo de configuración de conky de la siguiente ruta: $cp /etc/conky/conky.conf ~/.conkyrc, donde .conkyrc es el archivo donde podemos cambiar parámetros como alineación del conky, colores, que opciones mostrar, que no mostrar, etc. Ahora si queremos ver como nuestro sistema va tomando forma simplemente corremos cada servicio desde la terminal: $tint2 &, conky &, docky & un comando por linea. Reiniciamos nuestro equipo para ver si los cambios han quedado guardados.

Aún quedan decenas de cosas que podríamos configurar, Openbox es uno de los WM más versátiles en GNU/Linux, incluso puedes cambiar la apariencia de una distro por completo modificando tint2, o agregando docks, iconos, muchos temas; todo esto sin sacrificar los recursos de una maquina pues solamente el sistema base ha sido instalado y los programas que más usamos.

Puedes consultar los archivos de configuración de tint2 o de otras aplicaciones en mis repositorios en Github. Recuerda que tu sistema te pertenece y puedes hacer lo que quieras con él, tu mandas, eso es el software libre, eres el dueño de tu computadora.

Este post es un plagio de mí misma, fuente: https://debiangirl.github.io/blog/instalar-debian-sistema-base